Saltar al contenido

CONTENIDO

     ← Regresar

La mayoría de la población estadounidense se opone a la prohibición de entrada de musulmanes

Fecha: 7 febrero, 2017

©Amnistía Internacional

La mayoría de la población estadounidense se opone a la prohibición de entrada de musulmanes impuesta por Trump tras conocer mejor sus efectos

“De las encuestas a las manifestaciones, el mensaje al Congreso está claro:  intervengan y bloqueen ya la prohibición de entrada de musulmanes”, dice Amnistía Internacional.

Nueva York (EE. UU.) A medida que la población va conociendo mejor la prohibición de entrada de musulmanes ordenada por el presidente Trump, cada vez más estadounidenses la rechazan, según indican múltiples encuestas. Amnistía Internacional Estados Unidos ha manifestado hoy que el Congreso debe escuchar la creciente oposición de la ciudadanía a la prohibición de entrada de musulmanes y aprobar legislación para bloquearla.

Cuatro encuestas científicas de ámbito nacional —de Gallup, Reuters, CNN y CBS News— demuestran que mayorías firmes de la población se oponen a la prohibición y rechazan la idea de impedir que entren personas en Estados Unidos por ser musulmanas. Hace poco más de una semana, el presidente Trump emitió una orden que prohíbe entrar en Estados Unidos a la mayoría de las personas procedentes de siete países de población mayoritariamente musulmana y, en declaraciones públicas que hizo ese mismo día, manifestó que Estados Unidos debía dar trato preferente a las personas cristianas que intentaran entrar en Estados Unidos.

“Cuanto mejor conoce la gente la prohibición de entrada de musulmanes impuesta por Trump, más se oponen a ella. De las encuestas a las manifestaciones, el mensaje al Congreso está claro: intervengan y bloqueen ya la prohibición de entrada de musulmanes”, ha dicho Margaret Huang, directora ejecutiva de la Sección Estadounidense de Amnistía Internacional. “En cuestión de días, la prohibición de entrada de musulmanes ha destruido miles de familias, ha creado el caos en los aeropuertos del país y ha sembrado el miedo entre la comunidad musulmana residente en Estados Unidos.” Es una prohibición peligrosa y discriminatoria, y el Congreso debe pararla de forma permanente.”

  • Según la encuesta de la CNN, el 53% no aprueba la prohibición ni la orden de no admitir a más personas refugiadas en Estados Unidos (el 47% está a favor); además, el 46% considera que esta política reduce la seguridad de Estados Unidos frente al terrorismo (el 41% considera que aumenta la seguridad de Estados Unidos frente al terrorismo).

  • Según la encuesta de CBS News, el 51% desaprueba la prohibición (el 45% la aprueba), y el 57% no cree que la prohibición sea compatible con los principios estadounidenses; además, la encuesta concluye que el 88% de los estadounidenses piensa que Estados Unidos debería tratar por igual a todos los inmigrantes potenciales, sin tener en cuenta su religión.

  • Según la encuesta de Reuters, casi el 51% desaprueba la prohibición de entrada de musulmanes o tiene dudas al respecto. Es importante señalar que otra conclusión de esta encuesta es que el 56% de los estadounidenses no está de acuerdo con que Estados Unidos deba “acoger a los refugiados cristianos pero no a los musulmanes”.

  • Según la encuesta de Gallup, el 55% desaprueba la orden de Trump de impedir la entrada en Estados Unidos a la mayoría de las personas procedentes de siete países de población mayoritariamente musulmana (el 42% la aprueba).

Algunas encuestas iniciales reflejaban el apoyo de la opinión pública a la prohibición de entrada de musulmanes; el resultado ha cambiado a medida que la población ha ido conociendo mejor los efectos negativos que tiene para personas que están en Estados Unidos, pero también en el resto del mundo. “Al evidenciarse el carácter irracional e inhumano de esta prohibición, la opinión pública ha expresado su rechazo y quiere que el Congreso también lo haga ”, afirma Huang.

La prohibición de entrada de musulmanes ha desatado protestas generalizadas en todo el país y llamamientos crecientes al Congreso para que intervenga y bloquee la orden del presidente Trump. La membresía de Amnistía Internacional celebró manifestaciones en todo el país el pasado fin de semana, en Washington DC, Nueva York, Oakland, Chicago, Boston, Los Ángeles, Phoenix, Tallahassee y otras ciudades, así como en otros países.

Cada vez más estados del país están actuando para impedir que se aplique la prohibición de entrada de musulmanes. La semana pasada, las autoridades de Virginia, Nueva York y Oregón tomaron medidas para intentar bloquear la prohibición y, durante el fin de semana, un juez federal la bloqueó temporalmente. Posteriormente, un tribunal de apelación rechazó los intentos del gobierno de Trump de restablecerla de inmediato.

 

Cuanto mejor conoce la gente la prohibición de entrada de musulmanes impuesta por Trump, más se oponen a ella

NOTICIAS RELACIONADAS